22 sept. 2013

Progresiones

photo credit: Eddypedro via photopin cc

Nuestro organismo tiene una alta capacidad de adaptarse a un estímulo, por tanto debemos variar nuestro entrenamiento para someterlo continuamente a nuevos estímulos.
Cuanto mejor condición física esto es más importante, es decir, un recién iniciado podría realizar durante todo un año una misma tabla aumentando progresivamente las cargas y le sería más que suficiente.

Para los más habituados, debemos variar al máximo nuestras rutinas, sabemos que ya no aumentamos tan rápido las cargas como al principio, así que debemos variar otros aspectos. Estos podrían ser, nuevos ejercicios, aumento de series, cambiando el ángulo de ejecución, disminuyendo descansos, además de variar nuestros objetivos (fuerza, definición, volumen), sin olvidar aumentar las cargas dentro de nuestras posibilidades y sin perjudicar la técnica, intensidad y tempo.

Es fundamental resaltar que, inexcusablemente, la técnica, intensidad y tempo deben mantenerse constantes en todo momento. No sirve descansar más tiempo, alterar el tempo a ritmos más rápidos o bruscos, o disminuir las repeticiones para ser capaces de introducir una determinada progresión, pues se trata de una estratagema muy habitual pero poco honesta que nos acerca más a la lesión que a una evolución real de nuestro sistema.




                                         

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Me hace mucha ilusión leer vuestros comentarios, ¡¡gracias por gastar unos segundos de tu tiempo!! :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...